viernes, 2 de marzo de 2012

No, está mal. Yo no quiero tener este as bajo la manga, se supone que no debería ser así. Esto ya pasó, no puede ser que baste sólo una mirada para que te des cuenta y me pidas disculpas, ya no tenés que disculparte. Una y otra vez, te miro "me estás cargando?" "Está bien, tenés razón". Yo no tengo razón, no tengo que tener razón, no tiene que ser de esta manera.